miércoles, 19 de diciembre de 2018

¿Hay margen para la esperanza?

En català aquí:  _________
Si honestamente miras todo lo que está pasando .... resulta complicado no tener nauseas. Refugiados, Trump, Yemen, machismo y acoso, incremento de la ultraderecha, caravana en México, salarios indecentes, poco futuro para los jóvenes, etc.
Todo esto genera una sensación que nos supera y que nos hace pensar que, hagamos lo que hagamos, no conseguiremos nada. El paso siguiente a esta sensación, es el desánimo, la desmovilización y desapuntarse de todo, por falta de energía y de esperanza.

Y esta es la palabra clave, Esperanza. Se puede tener esperanza en este horizonte? Se puede creer y seguir luchando, ¿ o hay que ver fríamente la realidad y no esperar nada más? Dice Naomi Klein que el gran éxito del liberalismo, ha sido convencernos de que no hay soluciones.

Si dices que hay que tener esperanza lo primero que te dicen es que eres un "buenista". Esta respuesta es la coraza de los descreídos para ponerse a refugio de los optimistas. La contraposición a buenista es malista, y entre una y otra, tengo claro que escojo.

Hay que reconocer que tenemos verdaderos problemas para tener Esperanza en este contexto. Y los tenemos porque hemos encasillado la esperanza en la mentalidad productiva de nuestro entorno. La esperanza la atamos inequívocamente a resultados.
En general todo lo estamos ligando a resultados, a inmediatez, y en eficiencia.

Pero la vida no son resultados, ni inmediatez ni eficiencia únicamente. Un embarazo sigue siendo 9 meses. Y una cría humana tarda años a valerse por sí misma. Un anciano con Alzheimer sigue siendo una persona y por tanto no podemos apartarla porque no sea productivo. Con una búsqueda de google encontraremos mucha información acerca de todo pero ninguno de cómo resolver algún problema grave de la humanidad, ni como terminar una guerra, ni como terminar en un clic con una sequía.

Hay un espacio "no productivo" que el mercado desprecia pero que es profundamente humano. El anuncio de Ikea -que a todos ha hecho nos ha hecho pensar un poco- nos habla de otras cosas que los móviles y las redes sociales no nos arreglan. En este otro espacio no productivo están los valores, como la humanidad, la memoria, la dignidad y la ética.

Sólo si consideramos este espacio, podremos volver a hablar de esperanza, porque como dice un buen amigo desde el desierto de Tamanrasset (Argelia), "la esperanza no es la convicción de que las cosas saldrán bien sino la certeza de que algo tiene sentido independientemente del resultado final "

Sólo con este sentido de la esperanza recuperaremos el equilibrio, el coraje y la lucha. Y mantendremos por lo tanto nuestros valores de humanidad, dignidad y ética mientras hacemos fuera el miedo y el desánimo que nos quiere imponer el sistema.



Artículo publicado en :
 - revista "El Portal" de Centelles num. 292 de Diciembre del 2018
 - diario "CatalunyaPlural"


miércoles, 21 de noviembre de 2018

La prueba del algodón, Yemen.

"Si me piden dónde tengo que estar hoy y aquí, es en la defensa de los intereses de España y el trabajo de sus sectores estratégicos." Esta es la respuesta de Pedro Sánchez cuando le pidieron en el "Congreso" que suspendiera la venta de armas a Arabia Saudí.

Su entorno ha considerado que esta era la mejor salida, la que entendería la gente y le permitiría no perder votos. Esta es tristemente la lógica de muchas decisiones gubernamentales.
Y es grave (y podría ser la de cualquier presidente del gobierno) porque es el caballo de Troya de la injusticia en nuestro mundo. Esconde en su interior el gran problema de la democracia y es el síntoma de un sistema que no permite hacer frente a los problemas reales de nuestro planeta.

La frase esconde que las fronteras definen privilegios. Es igual si lejos de aquí lo que yo hago provoca miles de muertos o un grave problema, si evito que aquí alguien pierda el trabajo o un negocio. Y esto nos pasa con las armas, con el petróleo, el cambio climático, el comercio internacional, los paraísos fiscales, los migrantes, etc.

Tenemos líderes políticos con mirada de corta distancia, tanto en tiempo como en espacio. Es decir, analizan las cuestiones con la mirada puesta a pocos años vista (los que falten para las próximas elecciones) y la distancia que los separa de la frontera con el país vecino. Así establecemos unos derechos diferentes en función del pasaporte en vez de hacerlo en función de la esencia de lo que somos, seres humanos. Y sólo pensando en un territorio concreto y pequeño, olvidando que todos formamos parte de un mismo y único planeta.

En su descargo sólo puedo decir que este es el gran inconveniente del sistema democrático occidental. En lógica política, hay que hacer las cosas pensando en periodos electorales de 4 años y pensando sólo en los que los pueden votar, porque sólo éstos podrán evaluar y mantener o no sus cargos. Tenemos problemas de alcance mundial y de medio y largo plazo y un sistema electoral que es de ámbito local y de corto plazo. Se necesitan políticos muy maduros (estadistas) o un sistema diferente, porque el modelo "estado" y el "democrático", no permite hoy dia, hacer frente a los problemas reales globales. Y en esto, los gobiernos, sean del signo que sean, están fallando uno tras otro. Ni visión global, ni cooperación internacional (73% de recorte y la gran olvidada del acuerdo Podemos-PSOE), ni una coherencia de políticas interna, ni un posicionamiento internacional centrado en los Derechos Humanos.

Tanto los políticos como los ciudadanos, tenemos la vista más puesta aquí, que a lo que pasa en el mundo y al planeta que heredarán nuestros hijos. Tanto ellos como nosotros tenemos que denunciar estas actitudes y castigar estos posicionamientos. Por el bien de todos y también por el de nuestros hijxs y nietxs.


Más información:


Artículo publicado en la revista "El Portal" de Centelles num. 291 de Novembre del 2018 i en Catalunya Plural.   

jueves, 18 de octubre de 2018

Sin postres

Habíamos terminado de comer un arroz muy bueno en un restaurante de playa y nos trajeron la carta de postres.

Mi compañero de mesa, un chico de Guinea Conakry de 16 años que había llegado a España en patera hacía 10 días, levantó la cabeza para comentarme algo. Compartía unos días con nosotros por casualidades de la vida y comíamos juntos.

Con la carta en la mano me dice: "No pidas nada más, eso te lo han llevado sólo porque gastes más. Porque, comida ya hemos comido, estamos hartos, hemos comido lo suficiente y no necesitamos nada más".

El resto de comensales lo escuchó. Lo decía en inglés, pero el contenido era muy claro  y traspasaba la frontera del idioma. Y el mensaje era muy simple y contundente. Los niños que había en la mesa, ajenos a la conversación, pidieron su deseado helado. El resto no pedimos postres.

La afirmación era de una evidencia tan abrumadora, de una sencillez tan evidente, de una intuición tan fuerte, de una claridad tan transparente, que casi daba vergüenza descubrirlo a través de los ojos, la simplicidad y la naturalidad de alguien que acaba de llegar de fuera y ve evidencias que el día a día nos esconde.

Su nobleza, lejos de querer aprovecharse de todo, nos hacía ver una de las evidencias que necesitamos para combatir la evidente desigualdad que hay en el mundo. Comer simplemente lo que necesitamos.

Sé que todo esto es un tiro en la línea de flotación del esfuerzo de convertir la comida en cultura y que en nuestra sociedad hemos convertido una necesidad elemental en algo más. Los grandes chef seguramente añadirían algún matiz. Pero también estoy seguro de que ellos aceptarían que a menudo hay mucha ostentación, postureo y estupidez, y tiene más de gula que de necesidad. Ellos lo deben ver cada día.

Y gracias Kabineh para hacernos ver con frases tan sencillas, cosas tan evidentes. Nos servirá para pensar una vez más como y que comemos

He tenido la suerte de conocer varios africanos que con esta naturalidad me han hecho descubrir algunas cosas realmente importantes. Otro día os explicaré alguna otra.

Cuando pensamos que la acogida es unidireccional y generosa nos damos cuenta de que compartiendo nos enriquecemos todos. Bienvenidos con vuestra sencillez y contundencia, porque como decía "El Principito", necesitamos descubrir lo esencial.


Artículo publicado en la revista "El Portal" de Centelles num. 290 de Octubre del 2018

miércoles, 10 de octubre de 2018

Estoy disponible

El 5 de Octubre murió mi padre. En el recordatorio había este texto que le ha escrito su propia silla de ruedas.




Estoy disponible. Hace años que estoy ayudando a Jaume a ir arriba y abajo. Llegando donde él no podía llegar solo.

Le costó ver, antes de conocerme, que yo podía ser una buena compañera de viaje, pero luego ya hemos sido inseparables hasta hoy.
Ahora ya vuelvo a estar disponible. Me gustaría poder compartir otra vida con alguien como Jaume.

  • Alguien que como él, no se haya quejado de la enfermedad. 
  • Alguien que, a pesar de la molestia, no me eche la culpa de la llaga por mi asiento.
  • Alguien siempre afable y siempre dispuesto a sonreír, como él. Y llegar a todas partes donde podamos llegar juntos. 
  • Alguien con la serenidad y tranquilidad de Jaume. Siempre parecía estar en paz. 
  • Alguien al que todos se acerquen a pedir consejo, charlar o a escuchar, porque en Jaume tenía este don de saber aconsejar tanto si ea de números, como de ideas, como de opciones vitales.
  • Alguien que en la cama me tenga también a su lado y me use de mesilla de noche como él.
También me gustaría que me maneje mucha gente diferente, como lo llevaban a él; amigos, compañeros de trabajo, conocidos y sobre todo una familia que siempre estaba a su alrededor.
Y, si puede ser, que tenga una compañera vital, infatigable y abnegada, como la Mercè que siempre, siempre, estaba a su lado.

Si conocéis a alguien así, estoy disponible.


Buen viaje Jaume. Un placer haber estado a tu lado todos estos años.

Dos historias reales que rara vez salen en la prensa

Llovía con alegría. David, a pesar de ser invidente, lo sabía. Su fino oído y olfato se lo dicen a él, antes que al resto. Un bastón blanco, para la mayoría, refleja más discapacidades de las reales.

Un chico que ignoraba esto se le acercó y le dijo:

– No salga, llueve mucho.
– Muchas gracias -le respondió- pero saldré igualmente porque me esperan.
– Entonces le acompañaré.
– No hace falta
– Sí, sí, no me cuesta nada.
La grafía no permite entrever lo que el acento o la vista nos delatarían. Quien le hablaba, era un mantero que estaba en plaza Catalunya.
Al final de la conversación David salió después de convencer a su interlocutor que podía ir solo.

Otra historia.

Caminaban de noche. Eran un grupo de siete. Estaban fatigados porque llevaban un viaje de autobús de más de 18 horas, y uno previo de muchos más kilómetros.
– Eh! ¡No podemos continuar! -dijo uno.

– ¡Es cierto, aquella chica necesita ayuda!
– ¿Qué chica? -dijo una de las dos personas de Barcelona del grupo- No veo a nadie que necesite ayuda.
– ¡La del coche! Ha pinchado.
Se acercaron a un coche de alta gama donde una mujer casi atemorizada les preguntó qué querían. Contestaron:
– Le ayudamos a cambiar el neumático. Somos mecánicos.
Y en pocos minutos el tema estaba resuelto.

De nuevo, la traducción y el lenguaje escrito no permiten ver que quienes se ofrecieron a cambiar la rueda era un grupo de refugiados negros hablando francés o inglés, recién llegados a Barcelona hacía unas horas.

Son dos ejemplos de muchos que podríamos citar. Y que me apetece explicaros porque lo único que recordaréis de este tema recientemente es que un mantero hirió a un turista estadounidense. Y si investigáis veréis que ni siquiera ocurrió realmente como lo cuentan los periódicos.
Las historias que os he explicado son reales y las necesitamos también para entender el mundo, las personas y su corazón, pero raramente son las que salen publicadas. Por eso hoy las quería contar. En general iríamos mejor si todos pusiéramos más atención a las historias verdaderas y humanas, y menos a las falsas o manipuladas.

Así también se trabaja por la justicia.


Artículo publicado en la revista "El Portal" de Centelles num. 289 de Septiembre del 2018 





sábado, 11 de agosto de 2018

Cuaderno vacaciones 2018 (los 6 artículos más leídos)

Llega el mes de agosto en el que, trabajemos o no, vamos más relajados y tenemos algo más de tiempo.
Yo he revisado lo que he escrito estos primeros 7 meses y  quizás os apetece releer o descubrir alguno de los textos que he escrito este 2018.

He subido 14 artículos al blog en catalán y en castellano.
  •  Casi el 48%, de una u otra  manera, hablan de migraciones. Este sigue siendo un tema que centra la agenda y la seguirá centrando hasta que los estados, los políticos y las entidades se lo tomen en serio. 
  • Cinco hablan de cooperación internacional, y el más leído ( "¿Casaldáliga? ¡Sí, gracias!") es el artículo donde hago una reflexión de cómo tratamos los escándalos y como el circo mediático se lleva por delante entidades y personas sin que en verdad sepamos exactamente que ha pasado, mientras las cosas importantes no tienen espacio en los periódicos y medios. 
  • Pero también hay sido muy leído el que habla de como en emergencias humanitarias, en vez de repartir comida o bienes, repartimos dinero. Un metodo de cooperación internacional relativamente desconocido.

Aquí os dejo los más leídos tanto en catalán como en castellano.

CATALÁN.
1. ¿Casaldàliga? ¡Si, gracias!
Una reflexión sobre el papel de los medios, el tsunami de los escándalos y la nula importancia de las noticias positivas en los medios. Un clásico, pero que sufrido en primera persona, hace más evidente la fragilidad y la imposibilidad de tener una voz de calidad cuando se ha generado un espiral creciente de opinión publica en contra al que mucha gente se apunta sin tener conocimiento de lo que realmente ha pasado.



2. Del 15M hasta Lavapies
Una reflexión en torno a la muerte de un mantero en Madrid, de la situación de los manteros y de la violencia desproporcionada, gratuita y obscena de algunos miembros de la policía





3. Con sentido del humor
He hecho dos artículos seguidos alrededor de la lucha de la  ciudadania, del activismo. Este es el más leído de los dos y habla de una lección que me dio una campesina peruana hablando del sentido del humor. Este habla del humor, el segundo habla de la paciencia y de los tempus del activismo que no son los que quisiéramos.




4. Las predicciones por 2.018 alrededor de la pobreza.
Una predicción, poco mágica, de cuáles seran las hechos que veremos alrededor del tema de la pobreza en 2018. Hablo de predicciones que veremos, de predicciones escondidas y de predicciones invisibles.



5. Defender a quien defiende
Acompañando a Helena Maleno en Tánger días antes de que comparezca ante el juez, escribí este artículo que intenta recoger la absurdez de la situación de la activista y de la subcontratación que España hace a Marruecos para que condene a quien la propia la Audiencia Nacional se niega a juzgar. Convivir el dia a dia con Helena, hace que entiendas mejor su gran trabajo.


6. Alimentos ¿o dinero?
En este artículo, explico un práctica poco conocida, aunque no nueva, de la que se ha hablado poco. Consiste en repartir dinero en vez de alimentos en crisis de hambre. ¿Por qué? ¿Cómo? Funciona? ¿Y cómo funciona? Lo explico en este artículo a partir de informaciones del buen compañero Juanjo Tarres


CASTELLANO
y en castellano los seis más leídos son:
1. Casaldàliga? Si, gracias!

2. Alimentos ¿o dinero?

3. Con sentido del humor

4. ¿Luchas exprés ?, No existen!.
A menudo cuando luchamos por alguna causa,  nos desanimamos, porque no conseguimos cambiar la realidad a la velocidad que quisiéramos. La "fast-lucha", o no existe o es muy infrecuente. La lucha es slow por definición, pero que sea slow no quiere decir que no sea efectiva. Conjuntamente con el articulo anterior son una descripción de cómo debe ser la lucha, paciente y con buen humor.

5. Para quien ha acabado la crisis?
La desigualdad sigue siendo una de las lacras ocultas de nuestro mundo y es la principal causa de que no logramos avances importantes en la lucha contra la pobreza. En este artículo hecho a partir de un informe de Oxfam Intermón, explico como se ha incrementado en este último año, donde el 80% del dinero de la recuperación económica a escala mundial, se les han quedado el 1% más rico.


6. Las predicciones por 2018 alrededor de la pobreza



Espero que os haya gustado volver a leerlos o leerlos por primera vez!
BON ESTIU!! FELIZ VERANO!!

miércoles, 8 de agosto de 2018

Migraciones. Cuatro datos y una idea.

Han llegado dos barcos que han rescatado personas en el Mediterráneo.

Cuatro datos y una idea que hay que tener presentes cuando os hablen del tema.

1. En Europa entran anualmente:


¿Porque se habla de invasión sólo cuando nos referimos a estos últimos?


2. Si comparamos la migración que llega legalmente por los aeropuertos y las llegadas irregulares en nuestras costas, la relación es la siguiente:

¿Porque decimos que nos quitaran el empleo precisamente los que no podrán trabajar porque no tendrán papeles?


3. La diferencia entre todos los gastos que supone la llegada de migrantes y el dinero que generan, da una contribución neta a la economía europea que supera los dos billones de dólares anuales (entre 2,1 y 2,3 millones de millones )

Los hogares de migrantes reciben de media, menos apoyo gubernamental que los hogares de personas no inmigradas (9.889 $ versus 12.129 $)


¿Porque tenemos miedo que hundan nuestra economía si son más que rentables?


4. Los 6 países más ricos del mundo (acumulan más del 52% de la riqueza del mundo), acogen sólo un 8% de las personas refugiadas en el mundo. Mientras que la mitad de refugiados en el mundo, son acogidos en 6 países pobres (todos junto acumulan sólo el 2% de la riqueza mundial)
¿Porque dicen que todo el mundo está viniendo a Europa?

Pero seamos conscientes que, ni la tierra, ni la economía, ni el trabajo, son nuestros. 
Los bienes comunes, los derechos humanos y la dignidad no tienen propietario y no pueden depender nunca de un pasaporte.


Més información:


Artículo publicado en la revista "El Portal" de Centelles num. 288 de Agosto del 2018